Triángulo de AVEN

Es el símbolo de AVEN y también es ampliamente considerado como el símbolo de la asexualidad.

aven

La línea superior representa la Escala de Kinsey, la homosexualidad a la izquierda, la heterosexualidad a la derecha y la tercera dimensión, que conduce hasta el punto inferior del triángulo, representa la atracción sexual. Los asexuales se encuentran en las regiones inferiores del triángulo, por lo que es posible que se vea el triángulo en dos tonos, teniendo solamente la parte inferior negra. AVEN elige mostrarlo como un gradiente, que deja espacio para la demisexualidad y la gris-asexualidad. Eso significa que realmente no hay ningún corte entre el blanco y negro, es un proceso continuo.

 

La escala de Kinsey fue creada por el Dr. Alfred Kinsey e intenta trazar el nivel de sexualidad de un individuo en un tiempo dado. La escala muestra que es posible estar entre las orientaciones sexuales y que muy pocas personas son sólo de una orientación sexual. Mide desde la heterosexualidad a la homosexualidad de 0 a 6, donde 0 es exclusivamente heterosexual y 6 es exclusivamente homosexual.

En los informes de Kinsey de 1948 y 1953, Kinsey añadió un grado para la asexualidad. Esta categoría separada, X, fue creado para aquellos con “no contactos o reacciones sexuales sociales”. la escala de Kinsey se aprecia en la parte superior del triángulo AVEN, así como en otros modelos teóricos.

97d/14/huty/6766/16Alfred Kinsey nació el 23 de junio de 1894 en New Jersey, Estados Unidos. Hijo de Seguine Alfred Kinsey y Sarah Ann Charles. Kinsey fue el mayor de tres hijos. Su madre había recibido poca educación formal, su padre era profesor en el Instituto Stevens de Tecnología. Los padres de Kinsey eran cristianos bastante conservadores. Esto influyó en la educación de Kinsey, dejando en él una huella para el resto de su vida.

En el año 1938, a Kinsey le encargan la coordinación de un novedoso curso matrimonial en la Universidad de Indiana, tarea que él asumió no sin algún reparo por lo complicado de abordar ciertos temas en una sociedad norteamericana mayormente conservadora, pero que abordó convencido de que era un reto muy interesante. Sus conferencias tuvieron tal éxito que cada día se sumaban más y más personas, lo que contribuyó a despertar su pasión por la temática, y decidió comenzar a recolectar historias para un archivo de comportamiento sexual. Tanto se adentró en este último proyecto, que tuvo que dejar el curso matrimonial para entregarse por completo a él, llevándolo a redactar el informe Kinsey, que basado en un estudio con 12000 personas, fue uno de los primeros estudios científicos sobre la sexualidad. Independientemente de estas y otras muchas intrigas y teorías controversiales, no hay dudas de que Kinsey merece un lugar especial en la historia de la ciencia, al ser pionero en plantear la necesidad de investigar la conducta sexual humana empleando el método científico, empleando datos estadísticos para el análisis que marcaron pautas para este tipo de estudios. Sus obras cimeras Conducta sexual en el hombre, de 1948 y Conducta sexual en la mujer, de 1953, abrieron los ojos al mundo acerca de muchos aspectos de la sexualidad que eran temas tabú o desconocidos, como la homosexualidad, tema sobre el que profundizó especialmente y que lo llevó a crear la famosa Escala de Kinsey, entre otro muchos aportes. También fundó el Instituto de Investigación Sexológica de la Universidad de Indiana (Kinsey Institute for Research in Sex, Gender and Reproduction), que sigue en funcionamiento y ofrece estudios superiores. Kinsey murió el 25 de agosto de 1956, a la edad de 62 años, afectado de neumonía. Informe Kinsey El informe Kinsey marcó un hito en cuanto al estudio y avance en la investigación en el campo de la sexualidad, ya que fue la primera vez que se hablaba en términos científicos de los hábitos sexuales de la población estadounidense.

friends-821819_960_720

El estudio fue de carácter sociológico, analizando un amplio abanico de actividades y conductas sexuales en un gran número de personas.

Los datos obtenidos de las entrevistas fueron tratados y analizados siguiendo métodos cuantitativos estadísticos. Esto hizo que la publicación posterior de los dos libros, fuese vista como una fuente de información fiable y objetiva sobre el comportamiento sexual de la sociedad americana. Obviamente despertó tanto el interés y como la polémica. Conducta sexual en el hombre (1948) a pesar de ser un libro de más de 800 páginas, de contenido científico (gráficos, estadísticas, etc) y un lenguaje un tanto complejo, el libro tuvo un gran éxito, convirtiéndose en todo un ‘best-seller’ hace más de medio siglo. Se puso a la venta en enero de 1947 y en marzo, ya había vendido más de 200.000 ejemplares. Muestra del estudio

La muestra utilizada para la investigación fueron 12.000 personas (hombres y mujeres), en su mayoría personas jóvenes, con un nivel de estudios alto y residentes en zona urbana, frente a una minoría de zonas rurales, sin estudios o de edades más avanzadas. Otros datos que muestran que la muestra utilizada fue algo sesgada, es por ejemplo, que no se entrevistó a nadie de raza negra.

Para más información Asexualpedia 

 

Anuncios