Según se mire

Espero no comerme ninguna ene, ese o vocal. Sí, aún no me compré el teclado. Bueno, comienzo a contar lo que he percibido en estos casi cuatro años que llevo en la comunidad. Ante todo, observar, es mi mayor cualidad. Yo no me quedo con lo que tengo, veo, comparo, saco conclusiones, no quiero que todos vivan acorde a mi forma de vivir, busco, no me reprimo. Siempre digo “¡Qué venga lo que tenga que venir!”. Creo que marcar un camino a seguir “un único camino” es intentar meter en mi frasco al otro. No es grato desde mi lógica; y si el otro es un aventurero, lo lógico, es que yo le dé impulso y no corte sus alas.

Primero voy a recordar que la asexualidad debe ser vista desde lo diverso; cada asexual va a vivir su orientación sexual como quiera o perciba la vida. Recordemos:

Asexual: persona que no experimenta atracción sexual hacia otras personas. No es lo mismo que ser célibe, ni lo mismo que ser asexuado o antisexual. No implica necesariamente no tener libido o no practicar sexo o no poder sentir excitación o no poder enamorarse o no tener pasiones o no sentir deseo. En la comunidad asexual la consideramos una orientación sexual, hacia ningún género o sexo, o la falta de orientación sexual, siendo ésta referida sólo a la atracción sexual ya que la orientación romántica de cada persona no tiene por qué coincidir con la sexual. 

 

graffiti-508272_960_720En casi cuatro años que llevo en la comunidad, he notado como nuestra cultura, ideas, historias, formas de ver, se mezclan con nuestra condición sexual u orientación sexual. Muchos apuestan a que hay una forma de vivir nuestra condición y se olvidan que en la vida hay muchos factores que intervienen, muchos componentes que no te permiten vivir como esas personas creen o perciben que debes vivir. La más importante para esta arromántica es el amor. ¿Por qué negarse amar a alguien alosexual? ¿Por mi orientación sexual o romántica?. Las barreras las pone uno y no todos tenemos las mismas barreras.

En primer lugar hay que destacar que somos el proceso de una construcción; y mi construcción no fue igual a la de esa persona. Yo no veo con los mismos colores ciertos aspectos; y así como yo avalo su forma de vivir, me gustaría que avalen la mía. Después de todo, no porque opte vivir mi sexualidad de manera diferente a la tuya eso me hace menos asexual, o dejo de tener una condición en donde no experimento atracción sexual. La Asexualpedia dice:

“La diversidad es algo bueno en cualquier comunidad. Cada persona en esta comunidad tiene el mismo valor que todos los demás. Si tu experiencia es diferente de la de los demás, por favor, no dudes en compartirlo.”

graffiti-801963_960_720

Sostengo que a la vida hay que vivirla y aceptar la oportunidad del momento. Quizás vengan momentos amargos, dulces, inolvidables, tristes, felices ¿Pero quién te quita lo bailado? Aplaudo al que se anima a bailar y enfrenta la vida como si fuera una aventura, y comprendo al que no.

La asexualidad es más que una idea sobre el sexo, no todos pensamos igual, no todos tenemos los mismos límites. Hay que separar la idea de la condición. Es la mejor forma de visibilizarnos y también respetar al asexual que decide vivir diferente. Sigue siendo asexual, te guste o no. El respeto comienza por casa.

Patriciagr

Anuncios