Somos grises

¿Alguna vez escucharon el término grisexualidad? La grisexualidad es la parte que se encuentra a la mitad de la asexualidad y la alosexualidad.  Aún es incomprendida por muchos miembros del colectivo asexual.

Dentro del espectro gris podemos encontrar muchas y variadas etiquetas ¿La más conocida? La demisexualidad.

La demisexualidad es la condición u orientación en la cual una persona experimenta atracción sexual sólo hacia personas con las cuales mantiene una relación cercana. No hace falta que la relación sea romántica o monogámica, es posible encontrar demisexuales arrománticos.

Muchas veces esta orientación presta a confusiones como la de creer que es una elección moral y acertada; pero lamento desilusionaros. No se elige ser gris, uno es gris, es parte de lo que somos.

couple-1867703_960_720

La etiqueta nos da un sentido de pertenencia, nos dice “no estás solo”. El término no significa que el demisexual tengan una sexualidad incompleta o a la mitad, tampoco significa que la atracción sexual sin conexión emocional sea requerida para una completa sexualidad. Los demisexuales no se sienten sexualmente atraídos por un género u otro. Sin embargo, cuando se conectan emocionalmente con alguien más (si los sentimientos son de amor romántico o amistad profunda), el sujeto experimenta atracción sexual, pero únicamente hacia el compañero o “compañeros” específico.

Un demisexual no es:

  • Una moda.
  • Una elección de vida.
  • No queremos llamar la atención, o tratar de mostrarnos especiales.
  • No es una decisión nacida de la moral o la enseñanza religiosa.
  • Solo tener a una persona a quien amar, muchos no creemos en la monogamia.
  • No soy mojigato.
  • No estoy incompleto o roto.
  • No tengo un problema a resolver.

La demisexualidad es parte de mi y no la padezco.

Julyl en colaboración con Patriciagr

Anuncios