¿Eres una persona arromática? 13 señales para entenderlo

¿Eres una persona arromática?

¿Alguna vez has tratado de preguntarte cómo sería el mundo si las personas no se enamoraran? Es un poco extraño pensar lo que significaría, no se escribirían obras maestras como Otello, Romeo y Julieta. La mayoría de los problemas que tienen las personas no estarían allí y la escuela secundaria hubiera sido más fácil para muchos.

La gente ve el arromanticismo como una forma de asexualidad, a pesar del hecho de que la orientación sexual y romántica son dos conceptos separados. Ser arromático es algo raro en un mundo donde el romance es todo y hasta tiene su día, pero estas personas existen y usted podría ser uno.

En primer lugar, no significa tener algo mal. Solo significa que sus necesidades son muy diferentes de las de las personas que lo rodean. ¿Quieres saber si es un miembro de esta minoría llamada orgullosamente arromáticos? Estas son las señales.

1. Nunca has estado enamorado

Cuando estabas en la escuela secundaria, todos hablaban de a quién le gustabas o quién te gustaba. En ese momento, siempre alguna persona estaba enamorada y tu “no”, no lo podías lograr. No podías entender por qué, simplemente, no sucedió. E incluso después de la secundaria, nunca lograste experimentar lo que siempre escuchaste “mariposas en el estómago”, eso que solemos escuchar.

2. La idea del matrimonio es frustrante.

Para la mayoría de las mujeres, su matrimonio y ver todos esos pequeños detalles que resultan en ese evento es lo más romántico que se pueda imaginar. Hay mujeres que han soñado con el matrimonio de cuento de hadas durante años. Las personas arrománticas suelen pasar de ese suceso o verlo como un simple trámite.

3. Las relaciones no están hechas para ti.

Por definición, las personas arromáticas, en su mayoría, no desean relaciones románticas. Si eres una persona arromática, siempre has tenido que rechazar cualquier propuesta, simplemente porque es algo que no quieres o que no te importa. Algunas personas arrománticas tienen pareja pero su forma de sentir es diferente; logran ver al otro desde el afecto, amistad o una buena compañía.

butterfly-4061336_960_720

4. No te interesa el amor romántico, en el mejor de los casos, el platónico.

Las personas arromáticas pueden, por supuesto, experimentar algún tipo de amor, por ejemplo, lo que uno siente por un amigo o entre padres e hijos. Pero el amor romántico no funciona para ellos, no lo experimentan.

5. No tienes atracción por los demás, en términos sexuales o románticos.

Por lo general, algunas de las personas arromáticas ni siquiera experimentan atracción sexual. Entonces, si sabes que eres asexual, probablemente sabrás si deseas una relación romántica. Si no lo desea, te encuentra entre las personas que se llaman asexuales arromáticas (arro-ace).

6. Si tienes una relación, no es para nada romántica.

Si bien hay casos de personas arromáticas que tienen una relación, estas no tienen una relación del tipo romántica, no los mueve las mismas razones que el resto del mundo alorromántico. Algunos tienen una relación por razones de amistad o incluso “solo” para tener un amigo con quien puedan vivir juntos y compartir gastos.

7. Tienes un poco de atracción sexual hacia los demás, pero no puedes experimentar una atracción romántica no platónica.

Contrariamente a lo que se suele creer, algunas personas arromáticas tienen atracción sexual (son alosexuales) y una vida sexual decididamente activa. Sin embargo, deben considerarse arromáticos ya que no experimentan atracción romántica como la mayoría de las personas alosexuales.

Los arrománticos no son solo asexuales, hay en todas las orientaciones.

8. No puedes obtener más atracción que un squish.

Generalmente, cuando las personas se enamoran, quieren pasar tiempo con otra en un sentido romántico y, en su mayor parte, sexual. Un arrobamiento, sin embargo, es el deseo de tener una amistad “algo más profunda” que una amistad común.

9. Las formas “románticas” de entretenimiento no te gustan en absoluto.

El arromático puede disfrutar de poemas o una historia romántica; simplemente no lo experimenta o anhela vivir sucesos como en una historia de amor romántico, porque simplemente no te dice experimenta nada. No puedes entender cuáles son los sentimientos que analiza el libro y, por lo tanto, no experimentas los mismos sentimientos que experimentan otras personas que lo leen. Para ellos puede ser un buen pasatiempo o solo tratar de entender esa realidad.

10. Prefieres quedarte soltero

Estar solo por mucho tiempo puede ser un problema para las personas románticas. Pero para los arromáticos, la cosa no es tan mala, ya muchas de estas personas no les importa una larga relación con ellos mismos.

11. A pesar de todo esto, pareces extraño, nunca has experimentado lo que otros llaman “amor romántico”, y todo está absolutamente bien para ti.

Las personas arromáticas no se enamoran, no solo porque “nacen de esta manera”, sino porque algunos no quieren realmente tener la oportunidad de enamorarse o vivir una aventura romántica.

¿Esta descripción se parece a ti? Porque, al ver la forma en que los medios de comunicación tradicionales hablan de este amor, a veces una persona puede incluso avergonzarse, no caer en la norma.
No hay nada de qué avergonzarse: ser aromático es hermoso.

12. Escucha las historias de los amores de los demás, te aburres hasta la muerte.

Las historias románticas, o incluso los chismes sobre la vida romántica de los demás, no dicen nada a quienes son arromáticos. Hablar de sentimientos que las personas arrománticas no experimentan puede resultar aburrido o carecer de interés.

13. Leíste sobre personas aromáticas y algo, en la cabeza, te hizo “clic”

¿Quizás este término describe lo que has estado buscando durante mucho, mucho tiempo? ¡Podrías estar en el grupo arromántico!

Autor: Ossiana Tepfenhart

Traductor: Alicia Gómez

Anuncios