No sentir nunca atracción por alguien

Anthony Bogaert en nuestra historia

Datos empíricos sobre un grupo demográfico asexual aparecieron en 1994, cuando un equipo de investigación en el Reino Unido realizó una encuesta exhaustiva a 18.876 residentes británicos, estimulada por la necesidad de información sexual a raíz de la pandemia del SIDA .

La encuesta incluyó una pregunta sobre atracción sexual, a la que el 1.05% de los encuestados respondió que «nunca se habían sentido sexualmente atraídos por nadie».

Reconocido por la comunidad científica internacional como el mayor investigador sobre asexualidad hasta el momento, Anthony Bogaert propuso la definición de asexual que se utiliza con mayor frecuencia en investigación. El definió la asexualidad como:

“Estado de no haber sentido ninguna atracción sexual por ningún género.” (Bogaert,2004).

Resumen de papel

En este documento, Bogaert analiza una muestra de probabilidad británica en la que el 1.05% de los encuestados dijo que nunca se había sentido atraído sexualmente por nadie. Él correlaciona esta respuesta con otras preguntas en la muestra y saca las siguientes conclusiones:

  1. En promedio, los asexuales tenían menos parejas sexuales que las personas alosexuales, comenzaron a tener relaciones sexuales más tarde (si es que lo hicieron) y actualmente tenían menos relaciones sexuales. Tenían menos probabilidades de estar actualmente en una relación de convivencia o de matrimonio.
  2. En promedio, los asexuales eran mayores que los alosexuales. Tenían más probabilidades de ser mujeres, pobres, no blancas y / o con poca educación.
  3. Los asexuales tenían más probabilidades de tener problemas de salud, haber comenzado a menstruar más tarde (si eran mujeres), ser más bajos y pesar menos.
  4. Asexuales, en promedio, asistió a los servicios religiosos más a menudo que alosexuales.

Bogaert luego analiza los datos para ver cuáles de estos factores son predictores significativos de asexualidad. Para las mujeres, todo es significativo, excepto el peso y la salud. Para los hombres, la clase social, la educación, y la religiosidad son significativos. La altura también es marginalmente significativa. La menor salud encontrada en el artículo es probablemente el resultado de una clase social y educación más bajas, y no está directamente relacionada con la asexualidad.

El documento continúa discutiendo por qué ha habido poca investigación previa sobre la asexualidad. Quizás los asexuales son invisibles porque no participan en actividades sexuales manifiestas (otras minorías sexuales obtienen visibilidad positiva y negativa a través de los tipos inusuales de sexo que tienen). La asexualidad tampoco ha sido ampliamente percibida como ilegal o moralmente incorrecta (aunque los asexuales aún pueden enfrentar presión para conformarse sexualmente en su vida privada). Además, la asexualidad puede haber sido invisible para los sexólogos porque la mayoría de los estudios sobre sexualidad dependen de voluntarios. Se ha demostrado que las personas que se ofrecen como voluntarios para tales estudios son más sexuales con un mayor número de parejas, lo que resulta en un sesgo hacia ellos mismos en los estudios.

Bratislava, Shutters, Painted, Old Windows, Townhouses

El hecho de que haya tantos predictores de asexualidad significa que probablemente no haya una sola causa identificable de asexualidad. La asexualidad a veces puede deberse a un acondicionamiento sexual inadecuado en la adolescencia, a la sobreinternalización de los roles de género en las mujeres o a condiciones genéticas o prenatales. Dado que no se demostró que los asexuales sean más jóvenes en promedio que los alosexuales, probablemente no sea el caso de que sean «pre-sexuales» o tardíos. Además, el concepto de atracción sexual siempre siendo «hacia» una persona o grupo de personas en particular puede ser engañoso: por ejemplo, puede que no aborde adecuadamente a las personas que experimentan la sexualidad de manera receptiva en lugar de proceptiva.

Se necesita hacer más investigación antes de poder confirmar cualquiera de estos resultados. Estos datos son limitados, ya que provienen de una muestra de probabilidad utilizada para la investigación general del comportamiento sexual y las ETS; La investigación futura sobre la asexualidad idealmente incluiría preguntas sobre la masturbación, la fantasía y la vida sexual temprana. También abordaría muchos componentes diferentes de la atracción y estudiaría la orientación afectiva o romántica, así como la sexualidad. La falometría podría usarse para estudiar los patrones de excitación de las personas asexuales. Los métodos de investigación longitudinal podrían ayudar a explicar la correlación entre la asexualidad y algunos factores, como la religiosidad. Los datos involucrados conciernen a Gran Bretaña, y la experiencia de la asexualidad en otras partes del mundo podría ser diferente (Resumen que puedes encontrar en AVENwiki ).

Volvemos a nuestra historia

Partió para su análisis de los resultados de una investigación realizada en Inglaterra en 1994. El psicólogo canadiense, quien exploró la demografía en una serie de estudios. El 1% de la estadística de la encuesta del Reino Unido es una de las más frecuentemente citadas como la posible incidencia de la asexualidad en la población general aunque debería ser considerado muy tentativo. Asumiendo que esta estadística contuviera la verdad, la población asexual mundial se colocaría en más de 75 millones.

Analizó las 18.000 respuestas de las personas que fueron encuestadas sobre sus preferencias sexuales. Así llego a la conclusión de que el 1.05% de los encuestados declararon estar de acuerdo con esta opción y fueron considerados como asexuales.

Bogaert, también ha publicado estudios que examinan la relación entre el número de hermanos que tiene un hombre y su orientación sexual. Estos estudios han concluido que entre más hermanos mayores tenga un hombre, más probabilidades hay de que sea gay, y que este efecto se debe a factores prenatales, no ambientales.

Traducción: Eliot.G